Franjas horarias elásticas: opción para descongestionar la cadena de suministro en puertos.

Comparte este artículo
5
(12)

La interrupción y la congestión son problemas importantes para las cadenas de suministro marítimo del mundo. Desde 2020, la creciente escasez de capacidad en contenedores, barcos e infraestructura portuaria ha llevado a los actores marítimos y portuarios a hallar opciones alternativas y optimizar el uso de la infraestructura.


Un grupo de académicos, consultores y especialistas del área proponen, en un artículo publicado por Smart Maritime Network, el uso de franjas horarias y el intercambio de datos que permitirá a las diferentes partes hacer planes más informados y flexibles para superar las interrupciones y la congestión en el sistema de la cadena de suministro, así como mejorar la visibilidad de la cadena de suministro. Se trata, así, de gestionar mejor las incertidumbres.


Gran parte del debate actual sobre cómo resolver la situación se centra en la llegada puntual de los buques a los puertos, pero eso sólo aborda una parte del problema. Los numerosos operadores y clientes de las cadenas de suministro marítimas necesitan superar estos tiempos de continuos choques, interrupciones y alta incertidumbre.


Muchos piensan -plantean los autores- que las cadenas de suministro marítimo están desarticuladas y que los puertos no están lo suficientemente sincronizados con los viajes en barco y la capacidad de transporte multimodal en su interior. Las tasas de flete récord reflejan la situación actual en el sector marítimo. Con la cadena de suministro bajo presión, el desequilibrio resultante entre la oferta y la demanda ha provocado un aumento en los precios para mover contenedores.


Según exponen, la principal preocupación de las cadenas de suministro es alcanzar niveles más altos de certeza en toda la cadena y, al mismo tiempo, capturar posibilidades para reducir costos y emisiones. Las navieras, así como los clientes de las cadenas de suministro marítimas, buscan desarrollar estrategias de mitigación para reducir los tiempos de espera de los buques y la incertidumbre sobre cuándo un buque será atendido por el puerto o como llegar al área del puerto lo más rápido posible. Pero esto -indican- es derrochador, costoso e ineficiente.


A su juicio, la industria de la logística tiene dos opciones para volver a la normalidad. Una es aumentar el grupo de equipos para tener capacidad de reserva a su disposición, de modo que cuando la demanda aumente o se interrumpa el suministro, los barcos, contenedores, vehículos y remolques adicionales puedan proporcionar el suministro adicional requerido. Pero consideran que esto es un desperdicio, costoso e ineficiente.
Para los autores, la alternativa correcta está en introducir métodos que permitan que la capacidad existente maneje un mayor volumen de carga.
En particular, proponen la introducción de franjas horarias que pudieren utilizarse de manera elástica y en condiciones que gobiernen transparente y colectivamente todas las partes involucradas. Esta expansión del enfoque de llegadas Just in Time se basaría en datos compartidos que proporcionarían información actualizada sobre el progreso y la planificación sobre las colas y los tiempos de espera asociados con los puertos como cuellos de botella marítimos. Así, se permitiría a todos los participantes operar con mayor eficacia en la extensa cadena marítima.
El uso de las franjas horarias como denominador para las partes comprometidas -afirman- apuntala la economía de las citas, lo que permite que tanto el cliente como el proveedor se coordinen sobre una base común e informen a la otra parte si tienen dificultades para cumplir las franjas horarias acordadas.


Asimismo, la adopción de la gestión de franjas horarias puede aliviar las presiones actuales sobre los puertos y los transportistas causadas por la congestión y la consiguiente imprevisibilidad y el aumento de los gastos.
Un intervalo de tiempo -prosiguen- brinda a cada actor involucrado, sobre una base justa y equitativa, la oportunidad de planificar con anticipación, monitorear regularmente el progreso y coordinar sus actividades para lograr el objetivo común de una entrega satisfactoria, predecible y oportuna.


Al mismo tiempo, se mejora la visibilidad de la cadena de suministro, lo que se traduce en menos sorpresas y la necesidad de realizar planes alternativos con poca o sin previo aviso.

Fuente: smartmaritimenetwork.com

#EtiquetaMarketingGroup

Resultó interesante?

Click en las estrellas

Puntaje Promedio 5 / 5. Votos: 12

Este artículo aún no tiene votos, sea el primero!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.