El impacto de LOGINK en las cadenas de suministro digitales globales y los eventuales riesgos para la seguridad

Comparte este artículo
2
(22)

En un reciente artículo publicado por Smart Maritime Network, Andre Wheeler, director general de Asia Pacific Connex, planteó que “a medida que avanzan las iniciativas de puertos y ciudades inteligentes, las comunidades portuarias locales deben ser conscientes de la tecnología y la infraestructura digital que se utiliza para conectar su ecosistema portuario con las rutas comerciales mundiales, y de dónde reside el control del sistema”. En este contexto, resaltó el impacto y los riesgos que supone LOGINK, la plataforma de agregación de datos comerciales digitales de China.


Asia Pacific Connex es un proveedor de servicios de planificación empresarial y estratégica para el petróleo y el gas, el uso de la tierra y la infraestructura de la base de suministro marítima y la logística, especialmente en la región de Asia-Pacífico.


“El liderazgo digital de China en materia de logística y puertos inteligentes integrados ha pasado inadvertido, ya que incorpora un nivel de integración sin fisuras en sus plataformas de intercambio y compartición de datos dentro de las cadenas logísticas mundiales, y que es mucho más amplio de lo que la mayoría del sector marítimo parece apreciar”, escribió Wheeler.


“Por ejemplo, no parece que muchos conozcan LOGINK, la plataforma de agregación de datos comerciales digitales de China, ni que lleve más de una década funcionando. Esencialmente invisible para la mayoría, la plataforma está incrustada por debajo de varios departamentos estatales, y varios puertos de la Unión Europea y consorcios navieros alineados con Occidente ya están acoplados a la plataforma sin darse cuenta de que lo están. Puede que conozcan LOGINK, pero no se dan cuenta de lo que hace esta plataforma ni de cómo funciona o se gestiona”.


Wheeler destacó que, ante la división del comercio mundial debido a la cuestión de los sistemas cerrados frente a los abiertos, “LOGINK es una herramienta de intercambio de datos importante que hay que entender, ya que ha sido subsumida en la BRI (Belt and Road Initiative) y la DSR (Digital Silk Road) de China, que son ecosistemas digitales cerrados. La fuga de datos puede producirse desde las cadenas de suministro digitales inteligentes abiertas hacia estas plataformas, especialmente cuando las cadenas de suministro se solapan con los países participantes en la BRI”.


“¿Esta red de intercambio de datos profundamente arraigada apunta a la aparición de un sistema de comercio digital singular y cerrado, que podría abrir la puerta a que el sistema cerrado de China (LOGINK) sustituya a las plataformas de intercambio de datos abiertas de Occidente?”, se preguntó el ejecutivo. “Normalmente, Occidente habla en términos de silos de datos dentro de un sistema abierto, avanzando hacia el intercambio de datos a través de estos silos. Esto incluye avanzar hacia un nivel de estandarización de datos que permita el desarrollo de interfaces de programación de aplicaciones (API) robustas para intercambiar estos datos de forma segura”, planteó.


“Lamentablemente, el debate político dentro de este ecosistema emergente está relativamente definido. Por ejemplo, la Unión Europea ha limitado su enfoque digital en el sector marítimo al uso de la tecnología para reducir la huella de carbono, es decir, una ‘visión verde’ medioambiental: maximizar la transparencia en tiempo real sobre la ubicación de los buques, la carga, etc., para mejorar la eficiencia y crear una reducción neta de las emisiones de CO2. En apoyo de estos objetivos han surgido varias iniciativas y organizaciones, como la Asociación Internacional de Sistemas Comunitarios Portuarios (IPCSA), el Consejo Internacional de Gestión de Puertos (International PortCDM Council) y la DCSA con su programa Just in Time Port Call, por citar sólo algunas. Se han centrado en la estandarización de los datos para permitir un mejor intercambio de los mismos. Rotterdam, por ejemplo, también es líder en el desarrollo de un ecosistema portuario global abierto, con capacidades de intercambio de datos ‘en vivo’ que facilitan el atraque, la descarga, las conexiones intermodales, etcétera”.


“En cambio -sostuvo Wheeler-, hay poca transparencia en torno a lo que hace LOGINK, o lo que hace China con los datos recogidos en la red. El programa previsto para China Standard 2035 establece una hoja de ruta para el liderazgo en las normas globales de TI/TIC, más que en un área o funcionalidad específica. El jefe del Comité Nacional de Gestión de la Normalización de China, Dai Hong, lo resumió en 2018 al señalar que las normas técnicas mundiales estaban aún por formar, lo que daba a China la oportunidad de superar al mundo influyendo en su formación”.


“Bajo el estandarte de la BRI, China ha sido capaz de desplegar este sistema digital cerrado a través de la estandarización de datos ofreciendo una infraestructura TIC barata a los países participantes. Esencialmente, esto ayuda a encerrar a las naciones asociadas en una plataforma creando implicaciones de costes si desean cambiar a otras plataformas que utilicen estándares internacionales”.

INTEGRACIÓN

Para Wheeler, la creciente importancia de la plataforma LOGINK queda patente en su integración en la red logística global Cainiao de Alibaba. “El software de interfaz de Cainiao desempeña un papel fundamental en la conexión de los sistemas de comercio digital europeos y chinos, utilizados por 200 proveedores de logística y servicios integrados de Cainiao que operan en 220 países y regiones. El centro logístico de Cainiao tiene su sede en la ciudad belga de Lieja y se integra con los e-hubs de Hangzhou, Hong Kong, Kuala Lumpur, Dubai y Moscú”.


“En China, LOGINK se conoce como la Plataforma Nacional de Información Pública sobre Transporte y Logística. Se trata de una plataforma que permite la agregación y el intercambio de datos entre China y sus socios comerciales, administrada por el Ministerio de Transportes y gestionada operativamente por el Centro de Telecomunicaciones e Información del Transporte de China (CTTIC). A su vez, el CTTIC se rige por el PCC y su estrategia de DSR. El CITTIC es una oficina central encargada de reunir en un solo sistema la estrategia de la BRI de transporte intermodal y comercio sin fisuras. Esta oficina centralizada para la integración de los datos de TODA la tecnología de la información y la logística dentro de China fue el primer paso para unir la BRI y la DSR. Este nivel de integración de datos, que comenzó mucho antes que el BRI y el DSR, ha ganado credibilidad como plataforma singular que permite a múltiples organizaciones comunicarse e interactuar. Esto incluye a minoristas, banqueros, transportistas y clientes finales.

Esencialmente, LOGINK se presenta como un servicio de consulta único para los recursos de información y datos logísticos públicos”.


Como aplicación informática, LOGINK se ha alineado con organismos internacionales como la Asociación Internacional de Sistemas de Comunidades Portuarias (IPSCA), afirmó Wheeler. “LOGINK también se ha incorporado a los sistemas comerciales mundiales, con la integración de varios sistemas de información e infraestructuras internacionales, incluida la tecnología utilizada por 14 de los 20 mayores puertos del mundo. Se ha visto como un sistema central de datos conveniente que ofrece visibilidad en tiempo real de la carga, datos sobre almacenamiento, logística, procesamiento de embalaje y datos de distribución, mitigando algunas de las debilidades de la naturaleza basada en silos de los datos de envío occidentales”.


“A medida que el comercio mundial y la conectividad se digitalizan y se impulsan cada vez más por la tecnología, Pekín se ha dado cuenta de que el control de estas nuevas redes, normas y plataformas ofrecerá un importante poder global. A medida que avanza el desarrollo, el sector debe incorporar sólidas medidas de seguridad en sus plataformas digitales y debe ser consciente de la posibilidad de ceder inadvertidamente datos de importancia estratégica a través de enlaces con redes como LOGINK”.


Wheeler expuso que, así como en Occidente hay quejas en contra de las “grandes tecnologías” por la manipulación de datos, “LOGINK también ha sido objeto de escrutinio por su capacidad para moldear la información de forma que favorezca los intereses nacionales de China”.


En un caso extremo, indicó, “la manipulación de datos podría utilizarse para cortar los suministros estratégicos de un país o permitir el transporte de productos sensibles y catalogados a través de las fronteras nacionales. Este nivel de control, aunque todavía no es alcanzable en el aquí y ahora, está potencialmente al alcance”.


“En nuestros mercados globales, cada vez más conectados, los programas informáticos que permiten a múltiples organizaciones dentro y fuera de la logística y el comercio comunicarse e interactuar en tiempo real bajo una misma plataforma pueden ser muy valiosos. Sin embargo, existe la preocupación real de que China intente trasladar el mundo a una única plataforma que esté bajo el control directo del Partido Comunista”, dijo Wheeler, para quien lo que se necesita “es una plataforma comunitaria portuaria que sea independiente y esté controlada por los participantes y no por un Estado, y que cuente con sólidos protocolos de seguridad y API que protejan la integridad de los datos que se comparten en una plataforma abierta”.

Fuente: smartmaritimenetwork.com – http://ow.ly/XGTm30rSSDc

Para #Porthink : Claudio Abarca

#EtiquetaMarketingGroup

Resultó interesante?

Click en las estrellas

Puntaje Promedio 2 / 5. Votos: 22

Este artículo aún no tiene votos, sea el primero!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *